Almas Gemelas

Porque de ilusiones no se vive, pero como dicen por ahí, que bien se siente vivir así. Cada luna me recuerda a ti. No lo digo con tristeza, lo digo enamorado, porque este corazón ilusionado, es gracias a ti. Para esos amores, ilusiones y sueños, que a veces solo vemos, pero que en su momento significaron todo.

Dicen que la vida te prepara para muchas cosas. 

A veces para un gran giro. Otras, para un cambio inesperado. 

Algunas veces quizá para despedidas no deseadas. 

La vida es un camino de subir y bajar, simplemente nadie sabe lo que pueda pasar. 

La vida ha dado un millón de vueltas y los ha unido sin pensar, con historias similares, con caminos por igual. 

Dicen por ahí que el amor no se busca, te encuentra, y quizá en este caso, ha sido particular.

No vengo con largos cuentos, con misterios o enredos, es la historia de dos almas, perdidas en el universo. 

Ella, que va pasando por el lugar, recorriendo con sus amigas aquel viejo portal de San Juan.

Él, que apenas la puede ver, no se da cuenta que a su lado está ese maravilloso ser. 

Y es que así la vida pasa, en el tren o el avión, quizá en aquella fiesta de promoción. 

La vida pasa y a veces, tan solo a veces, el camino termina en un mismo lugar. 

Ella va caminando por el lugar, entre sus cosas y las carreras no lo ha visto pasar. 

Él, que quizá ha volteado a ver, pudo notar de alguna forma un pequeño destello de su ser. 

Y así, entre caminos y vueltas, la vida ha jugado una última carta. 

Dos almas destinadas, quizá por una magia, debían encontrarse, a pesar de parecer alejarse. 

La magia del destino, que parece incomprendida, ha unido muchas veces a un sinfín de almas perdidas. 

Y la magia pasó.

Se encontraron, quizá por casualidad. Cruzaron palabras, empezaron a hablar. 

Conocían quizá muy poco, pero entre ellos sabían que algo podía pasar. 

Los corazones temerosos, dejaron a un lado el misterio, decidieron abrirse, hacia un nuevo reto. 

Así transcurrió el tiempo, entre risas y conversaciones, así hasta que por vueltas del destino, se alejaron una vez más.

En el camino de la vida, las almas perdidas, a veces por descuido, se van a otro lugar. 

No es que lo quieran, así somos las personas, a veces confundidas, a veces solitarias. 

Y cada uno siguió con su historia, cada uno vivió su vida. 

¡Oh vaya agonía! de verlos irse así. 

Pero no lo digo yo, lo dice la misma vida, que aquellas almas perdidas, estaban destinadas a no estar así. 

Y como un maestro del destino, sin furia pero con deseo, tomó de sus manos para colocarlos de nuevo. 

Los reunió sin pensar, de nuevo en aquel lugar. Dos almas conocidas, deseando juntas estar. 

Y él la vio sonreír, acercándose tan libremente, como alma inocente, al verla llegar. Sonrió, porque al fin después de tanto, estaba ella ahí, como un sueño anhelado, listo para cumplir. El amor nace, pero crece con la cercanía, ¡y ay vida mía! que ellos lo estarían. 

Dos almas perdidas, con el deseo de amar, guardan sus miedos, deciden arriesgar. 

Ella, con la mirada iluminada y una sonrisa revelada. 

Él, que la ve a ella enamorada, queriendo pasar con ella cada momento de su vida. 

El amor ahí está, es un imán de forma extraña, que atrae a las almas, cuando están destinadas a estar. 

Un alma gemela quizá es cliché de novela, pero no lo digo yo, lo dice la vida, para todos hay siempre un alma pérdida. 

La Vida y el Destino se han sentado a hablar, se ríen al ver que han cumplido su plan. 

Intentaron alejarse, ir al más allá, pero las almas perdidas, juntas debían estar. 

No se trata de amores a medias u opuestos y ya, se trata de un complemento, de un amor de verdad.

Las almas gemelas hoy por fin se han de juntar, creyendo en el amor, nada fugaz y para la eternidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



Las opiniones expresadas en este artículo son exclusivamente responsabilidad de su autor. Revista Telégrafo firme con su compromiso de promover el pensamiento crítico y libertad de expresión en la sociedad guatemalteca, brinda espacios abiertos, auténticos y sin filtros para que personas de distintos sectores de la sociedad puedan expresarse, sin embargo, la publicación de este artículo no supone que el medio valide su argumentación o la verdad de sus conclusiones.
You May Also Like
Leer más

Las Bestias de Baikal

Relato corto, universo creado mediados de los años 40 – 50 donde inicia una revuelta en la nación azul, posteriormente escalara un conflicto entres las naciones de aquel continente, este cuenta la historia de Daniel quien es testigo del estallido de la revolución y termina formando parte de ella. Este universo si es de su interés respeta 3 directrices.
Leer más